Campaña de la Casa Dunnotar (II) y la Casa Mograine (II)

Doucemer, Aerien. 531 de la Segunda Era, año del aire.

Ese año la corte se celebró en el condado de Mobral, en el ducado de Linde del Rey, uno de los tres grandes ducados de Aerien que, pese a aceptar el gobierno de Garret no lo apoyaba, junto a Corn en los Páramos y Caern al Este de Doucemer gobernado por el duque Lucius que esta vez asistió al consejo.

Los líderes de las casas Dunnotar e Mograine acompañaron a su señor Gui de Campoverde al norte a reunirse con Garret, rey de Aerien. En Mobral y a lo largo del viaje Duncan aprovechó las pocas oportunidades de las que dispuso para cerrar acuerdos comerciales que permitieran crecer a su casa, pese al recelo de los otros señores que acompañaban la comitiva. Iskander por su parte, terminó el viaje con su caballo de repuesto después que su preferido enfermase en la ciudad de La Paz.

En el consejo, en el que conocieron a Garthron el príncipe bastardo, el rey Garret les ordenó repeler a los invasores skoldtos que ocupaban el sur de La Marca, y los ejércitos marcharon al este encontrándose en el Cruce de caminos con el Rey Eka.

El combate fue feroz, en la primera carga, la infantería ligera y desordenada skoldta fue barrida por los nobles de Aerien. Pero tras el embate de la primera carga, la infantería pesada skoldta con sus grandes lanzas y hachas diezmaron a los aerienses.


La unidad en la que se hallaban Duncan y Iskander quedo dividida, una lanza atravesó el caballo de Iskander y este salió despedido quedando rodeado y solo. El campo de batalla era un caos, Iskander, con el pecho descubierto y el Padre de las espadas en las manos, estaba en medio, rodeado de tres rivales, protegiéndose de sus golpes y midiendo sus movimientos.

Iskander fintó con un ataque que obligó a su enemigo a retrasarse justo en el momento en que pasaba un caballo desbocado, fue arrollado, mientras, giró su cuerpo haciendo un giro con la espada y partiendo por la mitad al skoldto que se disponía a abatirle por la espalda. El ultimó de sus enemigos, encontró un hueco en sus defensas para matar-lo, pero en ese momento Duncan apreció entre la muchedumbre para ensartarlo en su lanza y salvar la vida a su compañero.

Pero el combate no terminó allí, horda tras horda, los skoldtos seguían apareciendo y rodeados pero imbatibles los dos nobles seguían luchando. Llamaron la atención del propio rey Eka quien envió a uno de sus guardaespaldas para que terminara el combate. La lucha fue terrible, su ataque era tan agresivo que era imposible alcanzarlo sin ser herido, Duncan lo comprendió y, a propósito, bajos sus defensas para ser el blanco del ataque del skoldto y Iskander aprovechó esa oportunidad para rematarle. Desgraciadamente, el golpe que recibió Duncan fue tan fuerte que le rompió el brazo, el mismo que, sin saberlo, perdía su hijo muy lejos de allí causando su muerte.

Imagen relacionada


El combate acabó en tablas y los dos ejércitos se retiraron sin que Garret pudiese reclamar las tierras reclamadas por Eka. En la corte de navidad, en Carum, llegaron más noticias tristes. Fue durante el nombramiento y boda de Whirrun Mograine y la incineración de Valerian Dunnotar cuando un emisario del rey Garret llego avisando de que otro rey Skoldto Athel había desembarcado y ocupado más tierras en La Marca, el Duque Lucius había intentado repelerlo, pero había fracasado.